Martes, Mayo 21, 2024

Los Caballeros del Zodiaco – El Inicio

Opinión

Por Sebastián Castillo

Crecí viendo la primera emisión de “Los caballeros del zodiaco” en Perú, esa misma que comenzaba con un opening cantado por un español que a duras penas se entendía, en parte por la mala recepción de los televisores de aquellos años, pero también por mis dificultades con aquel particular acento y, por qué no, las de ese señor con el mismo. Es decir, tengo ya ciertos años y los mal llamados “Caballeros del zodiaco” son uno de los recuerdos de las historias que me fascinaron de pequeño y desde ahí parto para todo lo que sigue.

Los recuerdos a veces se anclan a través de imágenes o sonidos en la memoria que no terminan siendo los más óptimos. Cada cerebro y cada sensibilidad es distinta, es inevitable y lo que nos llevamos de una serie o película puede ser distinto en la experiencia subjetiva. Así que cuando había mención de aquella serie en los años siguientes a la emisión yo ya me encontraba en otro momento distinto con gustos distintos. Y es que, cuando “volvió” la serie de “Los caballeros del Zodiaco” yo tendría 13 años y me negué a verla. Mis intereses ya eran otros, pero aun peor, mis recuerdos de tan infame opening en clave de flashbacks de Vietnam me sugerían frases terribles para mi yo adolescente, tales como “Caballeros del zodiaco contra las fuerzas demoniacas guardan siempre en su corazón coraje para vencer”, algo más cercano a la experiencia de ver basura seudo medioambientalista canadiense como “El capitán planeta”. Horrible.

Pero mientras yo me cerraba en esta idea y algunos amigos caían a los pies de la reedición de la serie en tv por cable con opening nuevo incluido, sucedería algo particular que cambiaría mi percepción al respecto: la llegada de los DVD de los OVA seriados de la saga de Hades. El final adeudado por años que cerraba la historia de Seiya y los caballeros de bronce por una buena vez. Aquella historia alabada por la crítica que nunca se había llegada a adaptar en la serie original. Qué les puedo decir, tengo una debilidad por completar historias inconclusas.

Así, adentrándome en las OVA, en revisión de la historia original y gracias a amigos, comprendí que lo que yo recordaba equivocadamente por un opening infantilón, era en realidad un melodrama de tintes de tragedia griega imposible de reducir o explicar con frases como “los guardianes del universo al triunfar el mal sin duda lo salen a combatir por un mundo ideal”. En otras palabras, un serión más que digno de ver del que me había estado perdiendo por años. España ¿por qué me dueles tanto?

Los Caballeros del Zodiaco - El Inicio
Fotograma de “Los Caballeros del Zodiaco – El Inicio”

En fin, los años pasaron y llegaron algunas cosas buenas de la franquicia que puedo recomendar como “Saintia Sho” (Solo el manga), “Saint Seiya: Soul of gold” (Si amas a los caballeros de oro) Y “Saint Seiya: Time oddysey” (actualmente en publicación). Pero como supondrás, no todo es color de rosas, y como los dioses no siempre están del lado de nuestros queridos caballeros, existe un lado oscuro de todo esto y es en el que se ha intentado cambiar el formato de animación y/o adaptado conceptos místicos (y del cosmos) bajo lógicas ajenas a la saga. ¿A qué me refiero?

El primer caso se daría el 2014 con “Saint Seiya: Legend of the sanctuary”, adaptación de la genial, maravillosa e icónica historia de las 12 casas del Santuario. Dicha cinta representaría un esfuerzo interesante al adaptar técnicas de animación 3D de alta calidad, dejándonos ver a los caballeros dorados como nunca antes los habíamos visto pero, quizás por la duración acotada y decisiones creativas algo cuestionables, terminaría dejando sin sabor un plato espectacular en el papel. Lamentablemente esto no queda aquí y el siguiente ejemplo sería un lamentable punto bajo en la historia de la franquicia.

“Knights of the Zodiac: Saint seiya” del 2019 o “Como arruinar todo según Netflix” es la lamentable occidentalización que sufrieron Seiya y compañía hace algunos años. Acá si, una aberración casi inmirable, de adjetivos eternos (todos negativos) y donde los icónicos adversarios del anime son cambiados por robots y matones genéricos con armaduras potenciadas por cosmos drenado o alguna tontería así. Una estupidez con científico loco incluido y una historia de rivales corporativos que más parece biopic de Bill Gates que cualquier cosa salida de una historia japonesa para anime. ¿Quieres la estocada final? Le cambiaron de nombre a casi todos y todos los nombres son terribles. Ikki se llama Nero ¿Qué podría salir mal con ese nombre en una frase en español latino? No bueno… absolutamente nada seguramente. Uy sí.

Pero mientras Netflix colinda con el potencial de producir memes racistas involuntarios, desde las oficinas de otra malvada corporación, nacería el proyecto que nos reúne aquí. “Knights of the zodiac” (2023). ¿Es acaso una buena película? No. ¿Qué no te parece eso y me lo quieres discutir? Anda a terapia y discútelo con alguien más que te ayude con tus problemas de padre. Acá la cosa es así. Alguien tomó la fórmula de películas de acción tipo “G.I. Joe: The rise of Cobra” (2009) con guion barato incluido, le sumó actores buenos como Famke Janssen, Sean Bean y en menor grado Madison Iseman y les cortó las alas con una dirección nefasta y efectos de CGI demasiado barrocos. Es más, esto tiene poco de “Saint Seiya” y quiero que te preguntes algo realmente si ves la película: ¿Podría haberse llamado diferente? Y es que, esta película es cualquier cosa menos lo que debería ser.

No voy a entrar en el terreno de spoilers, pero hay aspectos de los personajes y situaciones base visibles en tráilers y material promocional a las que haré alusión con el fin de ilustrar los puntos fallidos de una película muy difícil de defender.  Seiya es un huérfano como en la historia original pero, por alguna razón, termina porque si en un club de peleas clandestinas donde Cassio, el gigante de la serie original, aquel adversario que referenciaba al mismo Mike Tyson en plenitud se reemplaza por un tipejo ególatra que de reto para nuestro protagonista ofrece poco. Pero usémoslo para poder hablar del resto de antagonistas. Acá se sigue un anti-mandamiento bien claro: Todos los personajes malos vestirán de negro y dirán discursos de destrucción del mundo o que reflejen su forma de pensar a través de la imposición de la fuerza. ¿Será esto sutil? No. Será como para idiota.  

caballeros zodiaco 2023
Fotograma de “Los Caballeros del Zodiaco – El Inicio”

Pero claro, también tendremos el bando del héroe con personajes sacrificados como Shiryu, heridos como Hyoga y en constante superación de sus miedos y fragilidad como Andromeda. De saque te digo que no esperes mucho de esto. Es más no esperes NADA. Pero hablemos de lo que se ve y eso es Seiya. Acá otro anti-mandamiento puede reducirlo a parámetros que nos resulten comprensibles: Tu personaje principal se hará querer a través de diálogos donde dejará entrever que ha sido pobre y conoce el dolor. Regla básica de guion: “Muestra en lugar de decir”. Pero claro, a este proyecto eso no le importa mucho. Y no, ni siquiera en una película para niños sería pasable esto.

¿Se salva siquiera Athena? Mira que acá si tengo una opinión conflictuada. Sigo desde hace un tiempo la carrera de Madison Iseman, sobretodo a raíz de la serie de Amazon Prime “I know what you did last summer” readaptación de la novela ya llevada al cine en los 90. Es más, con sus fallos y todo, creo que esa serie será de culto algún día. Pero no nos desviemos. Por más aprecio que le tengo a Iseman y fe en sus capacidades actorales, Athena es un personaje plano como solo las hamburguesa de carretilla llegan a ser a partir de cierta hora y es una lástima ya que, para una película cuyo tiempo de metraje se centra tanto en la conexión entre Sienna (Antes Saori) y Seiya, los diálogos malos, la falta de matices y lo genérico de película de acción barata suprime las oportunidades que intérpretes como ella, Janssen o Bean podrían darle a un proyecto al menos a manera de flotadores. Así, de repente, alguien se salvaría.

En concusión. Es nefasto lo que han hecho con el material fuente. No es un asunto de ser mezquino, pero es como que te sirvan una comida mal cocida. Ya no es ni la sazón, sino el nulo esfuerzo en límite territorial con la falta de respeto y quizás hasta el robo. Que no me entere que hay fondos de apoyo para filmación en Oregon o algo así a los que esta cinta recurrió que le comienzo a investigar el fraude fiscal. No pierdan el tiempo, no pierdan su plata. La vida ofrece variedad, el mundo de la piratería apoya mi punto. Sean felices. Eviten los malos ratos.   

Cinestesia
Cinestesiahttp://cinestesia.pe
Empresa peruana dedicada a la difusión y promoción del cine. Contamos con una multi-plataforma web que incluye un servicio de streaming, cursos online, un network laboral hecho para artistas, entre mucho más. También contamos con una gran comunidad virtual en redes sociales, así como un local físico en la ciudad de Lima, en el que se llevan a cabo proyecciones, talleres, conversatorios y mucho más.

ARTÍCULOS RECIENTES

Cannes 77: The Substance

Probablemente nunca se haya visto algo como “The Substance” en Cannes. Quizás nunca se vuelva a ver. Acá empieza el recorrido de este clásico instantáneo

Cannes 77: Kinds of Kindness

nos remite a un Lanthimos más oscuro, cínico y bizarro. Eso sí, esta comedia negra no es para todos, hay momentos que exigen un sentido del humor que, para algunos, puede ser sinónimo de sadismo o maldad.

Cannes 77: The Girl with the Needle

¿Es dura? Sí. ¿Es sádica? Probablemente. ¿Es una historia real? Lamentablemente.

Cannes 77: Emilia Pérez

Aún falta mucho y varios pesos pesados, pero “Emilia Perez” es la primera que, guste más o menos, se mete a la pelea por algún premio, incluida la Palma de oro.

Cannes 77: Megalópolis

Un minuto antes de que se apaguen las luces nos miramos a los ojos y nos preguntamos. Ya, ¿tú que crees que va a ser? Y ambos al unísono dijimos: peliculón. Nuestra intuición fue aún más fallida que la película.

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí